No debemos confundir los sacafotos con los fotógrafos

Para empezar la semana, quiero compartir con ustedes una entrevista que le hice al fotógrafo cubano Tomás Inda, director de la Escuela Creativa de La Habana quien participará como invitado en las sesiones teóricas y prácticas del taller que impartiré en Cuba a principios de mayo.

MC:     ¿cómo ve, el actual mundo
fotográfico en Cuba y la inserción de las nuevas generaciones de fotógrafos
cubanos?


TI: Cuba tiene una larga
tradición fotográfica. Fíjate que aquí se hizo el primer daguerrotipo en fecha
temprana y durante el siglo XIX son muchos los fotógrafos que documentaron la
historia del país. Ya durante el siglo XX,  en la primera mitad,  deja el nombre de cientos
de fotógrafos que realizaron imágenes de las más diversas temáticas y al
triunfar la revolución en el año 59 da paso a una generación que
han sido llamados los “Fotógrafos de la épica revolucionaria”. Pero realmente
eso no se quedó allí, después ha habido generaciones de fotógrafos que marcados
por su época han realizado una obra destacada.
Hoy surgen nuevos fotógrafos, cada día. La escuela pone su granito de arena en la formación de muchos de ellos.
La profesión de fotógrafo ha llegado a ser la más numerosa bajo la influencia
de la fotografía digital que logró una total democratización del oficio.
Claro que nunca debemos
confundir a los “sacafotos” con los fotógrafos. Ahora
cualquiera es un sacafotos
con una cámara digital en las manos, pero un fotógrafo, un buen fotógrafo, eso
es otra cosa, se requiere de estudios, experiencia y dedicación.
Definitivamente, cualquiera no es un buen fotógrafo.

de su proyecto Mar © Tomás Inda

– En el 2011 nace, por una iniciativa
suya,  la Escuela de Fotografía Creativa
de La Habana (EFCH). Me podría
explicar un poco como se gestó este noble propósito educativo teniendo en
cuenta que desde un principio fue un emprendimiento empresarial privado en un
estado cubano con un fuerte arraigo estatal?



TI: Realmente la escuela es el resultado de un proceso. Antes de su creación,  impartía fotografía en el Instituto Internacional de Periodismo
“José Martí” y tenía, al mismo tiempo. un curso de fotografía en La Maqueta de La
Habana. En el año 2011,  el estado cubano amplió las posibilidades del trabajo
por cuenta propia, creando nuevas opciones; y entre ellas,  está la de Profesor de
música y otras artes. Sin lugar a dudas la fotografía es una de las artes
incluidas en esta figura.
Por otra parte en el país no hay otra escuela de fotografía que no sea la nuestra, ya que la fotografía se aprende impartida en
diferentes universidades como una asignatura dirigida por una cátedra. En cada
universidad se imparte la parte de interés de la fotografía para la profesión
dada. Así existen cátedras de fotografía en la Facultad de Comunicaciones de la
Universidad de La Habana, en el ISA (Instituto Superior de Arte), en el ISDI
(Instituto Superior de Diseño Industrial). 
Yo enseñaba fotografía antes de crear la escuela. Pero alimentaba la idea de poder impartir toda la fotografía en un solo
lugar y para todo el mundo.
De esa idea nació la EFCH. En el 2011 se crearon las
condiciones legales por parte del estado cubano y con la ayuda de mi hija,
quien es una organizadora incansable y la participación de un grupo de alumnos
y amigos nos dimos a la empresa, creando la escuela.

de su proyecto Mar © Tomás Inda
  
–   Aparte
de tener una dilatada experiencia en la docencia, eres un fotógrafo en activo
muy inquieto, con muchos proyectos en curso como “Mar” que desde el 22 de enero está en exposición en La Habana. ¿Cuéntame cómo surgió este
proyecto?

TI: MAR es
mi última exposición, las fotos recorren el tema del mar porque somos una isla,
no podemos prescindir del mar, desayunamos con olor a salitre. El mar que nos
rodea, que nos acaricia o nos agrede, que manso nos permite navegar sobre sus
olas o agresivo nos hace naufragar en ellas.
Esas son mis fotos y,  en muchas, la
relación del mar con la urbe:  La Habana, una ciudad de mar.

de su proyecto Mar © Tomás Inda
–  En los 4 años que llevan de existencia, EFCH ha materializado muchos objetivos: instalaciones
idóneas, nutrida biblioteca, tecnología  y mucha actividad académica con  participación en diferentes festivales y
creación de revistas.  ¿cuáles son los
próximos objetivos de la escuela?

TI: Si,
ha sido mucho el trabajo del colectivo. Lo forman solo jóvenes, mi
profesor más viejo tiene 38 años, los demás están por debajo de los 32 y la
mayoría no llega a los 28. Todos son graduados universitarios. Gente culta, muy
preparada, muy activa.
Todo lo logrado en la escuela es fruto del trabajo
colectivo. No somos una institución muy grande, pero tenemos todo lo necesario
para aprender fotografía. Estamos cada vez más incorporados al ambiente
cultural cubano. Hacemos exposiciones fotográficas en la escuela y fuera de
ella. Te puedo poner el ejemplo de que en este momento la escuela tiene 4
exposiciones:  “A
la sombra de mi bandera
”, en la galería del Memorial “José Martí” en la
Plaza de La Revolución ( ese es el lugar más emblemático de la
Revolución cubana). “Luz en escena” en la
Galería de la Casa del Alba Cultural, (expo que resume el trabajo de
nuestros alumnos en el Taller de Fotografía de Teatro)  que se realiza con motivo
de la realización del Festival internacional de Teatro cada año. “Hold back” de la fotógrafa Paola Martínez
Fiterre (profesora) e Ivan Perera y “MAR
que ya tú mencionabas.
de su proyecto Mar © Tomás Inda
Cada
año en La Habana se celebra la Feria Internacional del Libro en el mes de
febrero y siempre hay una expo colectiva de nuestros alumnos y
profesores, cuya temática tiene que ver con el tema literario.
Además, este
año estaremos ocupando un stand en el cual se expondrá y comercializará la obra
de fotógrafos cubanos contemporáneos, entre los cuales hay muchos graduados de
la escuela que ya hoy tienen una obra meritoria, pero además nuestro stand
ofrecerá talleres cortos para niños y adolescentes, encuentros con importantes
fotógrafos, un mini museo con cosas interesantes de fotografía. 
La escuela
goza de buena salud y aunque aún es joven va amasando poco a poco sus pequeñas
glorias.
–  Con respecto al taller que impartiré en
Cuba en mayo próximo, saldrás a realizar fotos con nosotros y compartir tus
valiosos conocimientos de vida y de profesión?

TI: Pues
sí, no me perderé la oportunidad de compartir con ustedes algunas salidas
fotográficas, de hacer nuevos amigos. Siempre pueden contar conmigo y con la
escuela que tiene permanentemente abierta sus puertas para todos los que nos
visitan. Bueno, tengan la seguridad que su visita a Cuba será una experiencia
inolvidable. ¡Los esperamos!
de su proyecto Mar © Tomás Inda
Hasta pronto!
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a No debemos confundir los sacafotos con los fotógrafos

  1. exactamente profe , como dijo el maestro Ansel Adams '' lo importante no es tomar la fotografia , sino saberla hacer ''

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *